Lo que sucede con los Rat Rods es muy singular, unos los aman  otros lo odian, después de todo a la vista de las personas se los ve poderosos pero feos, a menudo se ve la necesidad de darlos una mano de pintura o una buena calidad de acabado, mientras que para otras personas que son amantes de los Rat Rods estos coches son hermosos porque cada uno es un tesoro único y su falta de un acabado y la abundancia de imprimación les confiera el carácter.

Sin más les dejo el RatRod más asombroso que he visto.

(Visited 352 times, 1 visits today)

Pin It on Pinterest

Share This
Shopping Cart
There are no products in the cart!
Subtotal
$0.00
Total
$0.00
Continue Shopping